Actualidad

JAZZ EN FAMILIA DE LA MANO DE IGELAREN BANDAEN EL CICLO ‘JAZZ BILBAO MATINÉ’

El grupo Igelaren Banda, acompañado por los bertsolaris Miren Amuriza y Beñat Gaztelumendi, protagonizarán el próximo concierto Jazz Bilbao Matiné, organizado por la Fundación Bilbao 700. El domingo, 30 de octubre, a las 12.30 horas, en el Museo Guggenheim Bilbao.

Los conciertos Matiné del ciclo ‘365 Jazz Bilbao’ son plurales tanto en formato como en contenido y están dirigidos a todo tipo de público, en especial a las familias. El jazz, por su capacidad de atracción y valor didáctico, y por la pluralidad en estilos y sus posibilidades de fusión, es un estilo musical idóneo para elaborar un programa colaborativo junto con las artes plásticas o la literatura.

Los conciertos JAZZ BILBAO MATINÉ del ciclo ‘365 Jazz Bilbao’ son 4 conciertos, y se celebrarán a las 12.30 horas, siempre en domingo. Actuarán: Ignasi Terraza Trio (2 de octubre) en UPV-Bizkaia Aretoa, Igelaren Banda (30 de octubre), Elkano Browning Cream (6 de noviembre) e Itxaso Trio (27 de noviembre), en el Museo Guggenheim Bilbao.

El precio de la entrada es de 5 €, se podrá adquirir a través de la web de la Fundación Bilbao 700: www.bilbao700.eus y en el propio Museo Guggemheim Bilbao.

IGELAREN BANDA & BERTSOLARIAK
30 de Octubre
Museo Guggenheim Bilbao
12:30 horas
www.igelarenbanda.blogspot.com.es/

Igelaren Banda es un grupo instrumental de trad-jazz con 10 años de experiencia en conciertos. Esta actuación se basa en adaptaciones libres de melodías populares, muchas de ellas de carácter tradicional, utilizadas históricamente por los bertsolaris. Junto a la banda (Bixente Martínez, guitarra; Hasier Oleaga, batería; Amaiur Cajaraville, contrabajo), los bertsolaris Miren Amuriza y Beñat Gaztelumendi improvisarán versos a la vez que Bixente Martínez presentará los temas y las ideas que dan forma al espectáculo. 

El verso improvisado y la versión instrumental libre de melodía son el punto de partida a través del cual el espectáculo va creciendo, buscándose y ocultándose, como si de un juego se tratara. Igelaren Banda construye su hilo argumental a partir de la libre musicalidad inspirada en el respeto a la originalidad formal, a la vez que hace propio, inteligente y creativamente, el sutil universo que ofrece la forma del verso y logrando extraer nuevos y sorprendentes colores que nacen de lo irrepetible del carácter de la improvisación.